El temor se apodera de la AEMET: La borrasca Ciarán trae algo más que vientos fuertes

¡Cuidado! Se avecina una tormenta intensa en la Península Ibérica y Baleares

Prepárate, se acerca una tormenta de proporciones épicas. La Agencia Estatal de Meteorología ha anunciado la llegada de la temida tormenta Ciarán, que amenaza con alterar el tiempo en toda la Península Ibérica y las Islas Baleares. Aunque su centro entrará en Europa muy al norte, sus efectos se sentirán en gran parte de nuestro territorio.

Los efectos de la tormenta Ciarán

Según Rubén del Campo, portavoz de la AEMET, esta semana estará marcada por la llegada de dos tormentas profundas. La primera en aparecer será Ciarán, bautizada así por el Servicio Meteorológico Británico. A partir del miércoles por la tarde, comenzaremos a sentir sus consecuencias.

Esta misma noche, Galicia será afectada por lluvias que también podrían llegar al sur de Andalucía. El miércoles, con la llegada de un primer frente, las precipitaciones se extenderán por gran parte del norte y oeste de la Península, siendo más abundantes en Galicia. Pero eso no es todo, porque el segundo frente asociado a Ciarán llegará al final del día y intensificará las lluvias en la comunidad gallega.

El Mediterráneo se librará de las lluvias el miércoles, aunque en Baleares sí podrían caer algunos chubascos. Además, la nieve hará acto de presencia a partir de los 1.600 metros de altitud, mientras que las temperaturas subirán. Pero lo más llamativo será el viento, que soplará con fuerza a partir del mediodía en el norte, especialmente en Galicia y la cornisa cantábrica. En zonas costeras y de montaña, las rachas podrían superar los 90 o 100 kilómetros por hora. ¡Habrá que agarrarse bien a los paraguas!

Previsiones para el jueves y el viernes

Pero el jueves es el día que más nos preocupa. Según Del Campo, el viento será el factor más destacable, ya que soplarán rachas muy fuertes en prácticamente todo el territorio, superando los 70 u 80 kilómetros por hora. Incluso no se descarta la posibilidad de rachas huracanadas, de más de 120 kilómetros por hora, en zonas montañosas del norte y del este, así como en áreas litorales expuestas al viento. ¡Agárrate fuerte!

El viernes, las temperaturas descenderán, especialmente por el noroeste, donde se esperan heladas en las zonas montañosas. Además, lloverá de nuevo en Galicia, el Cantábrico y los Pirineos, así como en zonas de montaña del resto de la Península. La cota de nieve rondará los 800 metros en los Pirineos y los 1.200 metros en el resto de la mitad norte. ¡Abrígate bien!

El fin de semana y la llegada de una nueva tormenta

Y eso no es todo, porque el fin de semana nos espera una nueva y profunda tormenta que dejará lluvias prácticamente generalizadas en la Península, salvo en el sureste. ¡No te olvides del paraguas!

Recuerda que la ciclogénesis, el nacimiento de un ciclón, es un fenómeno natural que puede ser muy peligroso. Siempre es importante seguir las recomendaciones de las autoridades y estar atentos a los partes meteorológicos. ¡Cuidado con los vientos fuertes y las lluvias intensas!

¡Mantente informado y toma precauciones!

La llegada de la tormenta Ciarán a Europa traerá consigo fuertes lluvias y vientos intensos en gran parte de la Península Ibérica y las Baleares. La Agencia Estatal de Meteorología advierte que el jueves será el día más adverso de este temporal, con rachas de viento que podrían superar los 120 kilómetros por hora en zonas montañosas y litorales expuestos. Además, se esperan heladas de montaña y precipitaciones en diversas zonas del país durante el viernes.

Es importante estar preparados y tomar las precauciones necesarias para evitar posibles daños y riesgos. La seguridad y el bienestar de las personas siempre deben ser nuestra prioridad.

"El viento sopla donde quiere, y oyes su sonido, pero no sabes de dónde viene ni a dónde va". Esta cita bíblica nos recuerda lo impredecible que puede ser el clima y cómo puede afectar nuestras vidas. La llegada de la tormenta Ciarán a la Península Ibérica nos pone en alerta y nos hace reflexionar sobre nuestra vulnerabilidad ante los fenómenos naturales. Es importante estar preparados y tomar las precauciones necesarias para protegernos a nosotros mismos y a nuestros seres queridos. La naturaleza nos recuerda una vez más que somos solo una pequeña parte de un mundo mucho más grande y poderoso.

Lascia un commento