¿España apoya al terrorismo? Israel hace acusaciones serias tras las palabras de Sánchez.

La respuesta de Israel a las declaraciones de Pedro Sánchez sobre el reconocimiento del Estado palestino ha sido bastante contundente. Veamos en detalle cómo se desarrolló este intercambio diplomático y cuál podría ser el impacto en las relaciones entre los dos países.

Las recientes observaciones del presidente del gobierno español, Pedro Sánchez, sobre un posible reconocimiento de un Estado palestino, han provocado una reacción enérgica de Israel. El país ha convocado a la embajadora española, Ana María Salomón Pérez, para un "fuerte diálogo de reprimenda", según informes oficiales.

Sánchez y su gira por Oriente Medio

Durante su gira por el Medio Oriente, Sánchez declaró que "ha llegado el momento de que la comunidad internacional, y en particular la UE, tomen una decisión sobre el reconocimiento del Estado palestino". Estas palabras no fueron bien recibidas por Israel, que considera que España está apoyando al terrorismo.

El ministro de Asuntos Exteriores de Israel, Eli Cohen, ha condenado las declaraciones de Sánchez y del Primer Ministro belga, Alexander De Croo, alegando que "están dando apoyo al terrorismo". Además, ha anunciado que los embajadores de ambos países serán invitados a un severo diálogo de reprimenda.

Israel ha sostenido que está actuando de acuerdo con el derecho internacional y luchando contra una organización terrorista que está cometiendo crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad. El Primer Ministro israelí, Naftali Bennett, ha condenado "rotundamente" las declaraciones de Sánchez y De Croo, acusándolos de no señalar de manera clara a Hamás por los crímenes cometidos.

Reacciones en España

Por otro lado, el ministro español de Asuntos Exteriores, José Manuel Albares, ha respondido a las acusaciones israelíes, calificándolas de "totalmente falsas e inaceptables". Albares ha anunciado que España dará una respuesta "oportuna" a través de una declaración oficial.

En España, las palabras de Sánchez han recibido el apoyo de la vicepresidenta segunda y líder de Unidas Podemos, Yolanda Díaz, quien piensa que es de "justicia" reconocer el Estado palestino. Sin embargo, desde el Partido Popular, han criticado las declaraciones del presidente del Gobierno, acusándolo de complicar el consenso europeo y la política exterior española.

Este incidente representa la tensión diplomática más grave entre Israel y España desde los ataques de Hamás en octubre pasado. La embajada israelí en Madrid ya había manifestado su molestia por las posturas de "ciertos elementos" del gobierno anterior. Sin embargo, el Ministerio de Exteriores español respondió en su momento que las acusaciones eran falsas y que la política exterior la marcaban únicamente Sánchez y Albares.

La situación sigue siendo tensa y habrá que esperar para ver cómo evoluciona esta brecha diplomática entre España e Israel.

La diplomacia es el arte de decir 'bonito perro' hasta que puedas encontrar una piedra". Este famoso dicho de Will Rogers refleja perfectamente la situación actual entre España e Israel. Las declaraciones del presidente Pedro Sánchez sobre el reconocimiento del Estado palestino han desencadenado una fuerte reacción por parte de Israel, que ha convocado a la embajadora española para una "dura conversación de reprimenda". Sin embargo, España ha defendido sus palabras y ha anunciado que dará una respuesta "oportuna". Esta tensión diplomática destaca la dificultad de mantener un equilibrio entre los intereses de diferentes países y la necesidad de encontrar soluciones pacíficas a los conflictos internacionales.

Lascia un commento