El CGPJ tumba a García Ortiz: "Por primera vez un fiscal general del Estado no es avalado"

Ha sucedido algo sin precedentes en la historia judicial española. Por primera vez, el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ) ha votado en contra de la continuidad de Álvaro García Ortiz como Fiscal General del Estado. Sin duda, esta noticia levanta muchas interrogantes.

La votación del CGPJ

El CGPJ concluyó que Álvaro García Ortiz no es adecuado para continuar ocupando el cargo de Fiscal General del Estado. Esta decisión se tomó en una votación muy dividida: ocho miembros votaron en contra de su idoneidad para la renovación del cargo, mientras que siete estuvieron a favor, incluido el presidente interino Vicente Guilarte.

La polémica alrededor de García Ortiz

García Ortiz fue nombrado Fiscal General en agosto de 2022, en reemplazo de Dolores Delgado. Su designación generó cierta desconfianza tanto en el CGPJ como en la asociación mayoritaria de fiscales, de tendencia conservadora. Sin embargo, es la primera vez que el CGPJ declara que no es adecuado para el cargo.

Esto ocurre días después de que el Tribunal Supremo anulara el nombramiento de Delgado como fiscal de Sala, una designación que fue calificada por el alto tribunal como una "desviación de poder".

El ascenso de Dolores Delgado

García Ortiz, que fue el brazo derecho de Delgado, accedió a la Fiscalía General del Estado y, en octubre del año pasado, la propuso para fiscal de Sala togada del Tribunal Supremo, la máxima categoría de la carrera.

Este nombramiento fue recurrido al Supremo y causó gran revuelo. Delgado ya estaba en el punto de mira de varias asociaciones de las carreras judicial y fiscal en tanto que había saltado directamente del Ministerio de Justicia a la Fiscalía General.

La reciente controversia de García Ortiz

Más allá de la estrecha y polémica relación de Dolores Delgado y Álvaro García Ortiz, este último protagonizó recientemente otra controversia a raíz de la mención al lawfare en el acuerdo de investidura firmado por PSOE y Junts.

El mencionado pacto recogía la posibilidad de investigar en sede parlamentaria el lawfare, la guerra sucia de los jueces contra el independentismo catalán. Ante la indignación de varios fiscales del alto tribunal que le reclamaron "amparo constitucional", García Ortiz mantuvo su silencio.

La decisión del CGPJ y su significado

El rechazo del CGPJ a la renovación de Álvaro García Ortiz como Fiscal General del Estado marca un hito en la historia de España. Esta decisión pone de manifiesto la importancia de la independencia judicial y la necesidad de preservarla.

La confianza en las instituciones es fundamental para la estabilidad y el buen funcionamiento del Estado de derecho. La justicia debe ser imparcial y no estar sujeta a intereses políticos. Esperemos que este fallo del CGPJ sea un paso hacia la restauración de la confianza en nuestro sistema judicial.

"La justicia es la reina de las virtudes republicanas y con ella se sostiene la igualdad y la libertad", dijo Simón Bolívar, y hoy esas palabras cobran más relevancia que nunca.

Lascia un commento